Básicos de Septiembre

Autosave-File vom d-lab2/3 der AgfaPhoto GmbH

Agosto termina. Es un hecho indiscutible. Desaparece la jornada intensiva en el trabajo. Anochece antes. Va quedando sitio de sobra para aparcar. Refresca. Y los escaparates reflejan lo que está por llegar: abrigos, botines y alguna que otra bufanda. Aunque vivo en Marbella, la vuelta a la rutina es igual de dura que para los demás. Por eso, considero imprescindible que nos aferremos a aspectos que alarguen un poco más el verano, hacer hueco a nuevos básicos  que nos hagan menos dura la vuelta.

IMG_6688

Paellas y más (C/ Jacinto Benavente, 33)

1. Paella: Para mí, la paella de mi padre es lo que para otros las croquetas de su madre. No hay ninguna tan buena como la que cocina él. Cuando por cualquier motivo me quedo sin ese plato tan característico de los domingos, me gusta acudir, y repetir, al restaurante la Barca, que lleva más años en Marbella que yo misma. Situado en pleno paseo marítimo, no os dejéis impresionar tanto por la decoración de sus paredes, cubiertas de camisetas de toda clase de equipos de fútbol, sino por su magnífica carta, en la que encontraréis, entre otros, paella de marisco por 15 €/persona y arroz negro por 12 €. De reciente apertura, Paellas y más, la cocina de Javier Ponte tampoco defrauda. En este amplio espacio decorado por el interiorista Pedro Peña encontraréis una carta donde el plato estrella son tanto las paellas como las fideuas, desde las más tradicionales como son la mixta, de marisco o arroz negro, a las más innovadoras como son las paellas al horno con ibéricos o garbanzos. Nosotros nos decantamos por la paella de rape y mariscos con judías verde, que si bien es cierto su precio era algo elevado (22 €/persona), la cantidad era bastante contundente. También, mención especial a su ensaladilla de atún con espárragos trigueros y mahonesa de aceituna verde (11 €) que está buenísima.

2. Mar y Arte: Quizás no esté situado en la zona más ideal de Marbella, ya que se encuentra en el mismo polígono. Sin embargo, la calidad de su materia prima, pescados y mariscos, solapan ese primer detalle. Además, este restaurante cuenta con un mostrador semejante al que te encuentras en el mercado para poder comprar allí mismo cualquier producto y llevártelo a casa. Lo mejor, cada viernes por la noche los espetos de sardinas los dejan a dos euros, una absoluta ganga. Dónde: Calle Uranio 35, Marbella (Tel.: 951-13.41.36).

IMG_7775

3. Tapas: Si alguien me pregunta dónde ir a tapear, no dejaré de repetir que al bar el Estrecho. Porque siempre voy allí, porque su ensaladilla rusa está para morir en ese mismo momento, porque los boquerones al limón son de sus platos más buenos y porque es pequeño, necesitas tentar a la suerte para encontrar mesa y porque te sientes como en casa. Un auténtico básico. Dónde: San Lázaro, 12 (Tel.: 952-77.00.04).

la foto

Garnacha restaurante (Plaza de los Olivos s/n)

4. El descubrimiento de finales de Agosto y principios de Septiembre ha sido Garnacha Restaurante Tapería Gastronómica. O no. Os cuento. Hace casi un año en una zona poco céntrica de Marbella abrieron este restaurante, ofreciendo platos a precios reducidos y de una calidad inmejorable. De la noche a la mañana cerraron. Sin embargo mi sorpresa ha sido que se han trasladado a un local más amplio, con un diseño más actual y en el que, para bien de todos, mantienen el buen hacer de sus platos: mini hamburguesa de ternera con salsa kebab casera, mezclum y cebolla roja (2,5 €), rollitos de primavera rellenos de rabo de toro con crema de zanahoria y jengibre (13 €), cochinillo deshuesado con arena de torreznos y crema de patata ahumada (17 €), entre otros manjares que convertirán a este restaurante en un básico de este otoño/invierno.

IMG_7680

Casa Mira (C/ Nueva, 16)

5. Para mí, merendar es uno de los placeres de mi día a día, y en verano aún más. Aunque a partir de Septiembre va a ser más complicado, siempre que pueda optaré por continuar merendando helados. Creo que ya lo he dicho en alguna otra que otra ocasión pero mi heladería preferida, sin duda alguna, es la Heladería Valenciana, situada en el paseo marítimo. Con una lista de sabores inimaginables, siempre elijo un sabor distinto. Hace poco ha abierto Casa Mira, una heladería que lleva triunfado en la calle Marqués de Larios de Málaga desde hace un porrón de años. Aunque está especializado en los turrones, sus helados están buenísimos, y ahora los tenemos en Marbella.

Cerdeña I, Julio 2014

DSC_0139

Cerdeña ha sido nuestro destino de vacaciones en Julio. 10 días que se nos han pasado demasiado deprisa para tratarse de vacaciones. Hemos dado la vuelta a la isla pasando por Cagliari, Bosa, Alghero, Porto Torres, Castelsardo, Porto Pozzo, Santa Teresa Gallura, Olbia, Dorgali y Cala Gonone, lugares cada cual más bonito. Practicamos snorkel en cada una de las playas en las que pasábamos el día. Entre las más espectaculares: La Pelosa, Cala del Príncipe o Rena Bianca, con un azul turquesa que no tienen nada que enviar a aquellas otras que hay cruzando el charco. Nos hemos alimentado a base de pasta, pizza y gelatos, y hemos caído rendidos a la cerveza Ichnusa, que se produce en la propia isla. A continuación podéis ver nuestro diario de 10 días.

DSC_0040

DSC_0043

DSC_0012

DSC_0015

DSC_0004

DSC_0030

DSC_0060

DSC_0037

DSC_0033

DSC_0046

DSC_0044DSC_0057DSC_0073

DSC_0107

DSC_0087

DSC_0139

DSC_0105DSC_0145

Marshsushi

photopin.com

El post de hoy es tan especial como diferente. Mi querida amiga Mar es la encargada de firmar el texto cuyo contenido leeréis a continuación. Hace unos meses le propuse que compartiese en el blog los mejores sitios en Marbella donde poder tomar sushi. El resultado, inmejorable, un top SIX de los restaurantes que suele frecuentar cuando le apetece sushi. Coged lápiz y papel y anotad sus recomendaciones: Continuar leyendo

Dani Garcia Restaurante

tarta

Hacía tiempo que no pasaba una Semana Santa tan tranquila. El buen tiempo acompañó hasta el fin de semana y eso nos permitió disfrutar de chiringuitos, largos paseos y planes al aire libre.

El mejor plan, sin duda, fue el regalo que Jesús me hizo por mi cumpleaños (que fue el pasado 31 de Marzo), y que consistió en cenar en Dani Garcia Restaurante, el nuevo proyecto que el Chef Dani García ha abierto en el emblemático Hotel Puente Romano junto con un bar de tapas anexo que se llama Bibo.

Continuar leyendo